Volvemos a poetizar…

Me abandono,

a tu sabiduría primigenia,

a tus bosques que esconden los misterios,

a los susurros de las hadas y los elfos,

a la suavidad oscura de tus hojas.

Me abandono,

a la dulzura de tus aguas,

al bravo rumor de tus olas indignadas,

al sigilo de tu profundidad inmensa,

a tu silencio paciente e impasible.

Me abandono,

a la sorpresa del viento,

a la certeza sutil de su destino,

a las voces que viajan desde lejos,

a la incertidumbre que susurra en mis oídos

a la oscuridad que bebe mis anhelos.

Me abandono,

a las caricias olvidadas,

a los suspiros tejidos en mi almohada

a la duda que alimenta mis sueños

a la pasión que se viste con mi aliento

Me abandono,

Vida, a tus secretos.

María G. Vicent ©

0 comentarios en “Volvemos a poetizar…

    1. Cierra los ojos, mi queridísimo Lan y aunque sea por un segundo que tu mente se libere de lo que te pesa, te fastidia o te duele y verás que todo te lleva a ese abandono. Quizá solo sea eso, un segundo, pero vale la pena intentarlo.
      Mi achuchón grande.

    1. Para, prueba a hacerlo y verás que no es tan difícil. Como decía antes, vale la pena sentir la sensación de que nada es más importante que tú misma. Gracias a ti, mi preciosa Inma, tú si que me haces el regalo de tu cariño, que se encuentra con el mío siempre.
      Muchísimos besos.

    1. Es algo que pienso sinceramente, Carlos! Creo que todo en la vida tiene un sentido y que aunque no lo entendamos, las cosas nos llegan cuando tienen que llegar. Besazos grandes para ti.

  1. ¡Pero qué bueno que hayas vuelto a compartir un poema tuyo! Y uno magnífico, además. Me encantó y no hay mucho mas que pueda decirse. Cuando un texto gusta no puede hacerse otra cosa que volver a leerlo y a disfrutarlo.
    Gracias por traerlo aquí.

    Un fuerte abrazo.

    P.D.: Se te extraña en casa. He visto tu ícono en la lista de «me gusta»; pero se extrañan tus palabras. Es una pena que WordPress tenga estos problemas. De todos modos, seguimos visitándonos.

    1. No te puedes imaginar lo contenta que me pone tus comentarios, Roberto! Gracias por esas palabras tan bonitas. Yo también extraño tu casa, pero WP, no me hace ni caso. No encuentro por ningún sitio tu email, te dejo aquí el mío y, si te parece bien y me lo envías, te escribo un correíto.
      mariagvicent@gmail.com
      Un abrazo más allá del mar.

Deja un comentario